¿Qué se entiende por evolución?

El término «evolución» se entiende como el proceso gradual en el que la vida progresó desde organismos unicelulares hasta formas más elevadas como el ser humano, a través de cambios biológicos y en largos períodos de tiempo. De esta manera, los seres que hoy viven se habrían originado por el proceso de cambio continuo a través del tiempo.

Cabe destacar que esta teoría no fue creada por Charles Darwin, sino popularizada científicamente por él. Pero también es digno de acotar que él mismo abandonó esta teoría al aproximarse a sus últimos días. Darwin entendió que no era digna de confiar aunque sus seguidores siguen creyéndola.

¿Es la Evolución un hecho o una teoría?

Algunas personas consideran a la evolución como un hecho establecido. Otros como una hipótesis exagerada, y algunos como una posibilidad a la que no le han dedicado tiempo de estudio. A la evolución se le conoce como «teoría de la evolución«. El término «teoría» se emplea para una proposición apoyada por hechos observables, y que en el caso de la evolución, su nombre sería propicio porque muchos consideran que puede observarse su realidad.

¿Puede ser un hecho que seres que razonan puedan evolucionar de cosas que no razonan, como una piedra? Una hipótesis científica no puede ser incompatible con los hechos. La evolución sugiere que las cosas imposibles pueden llegar a ser posibles con el tiempo suficiente. Eso no es ciencia.

El cristiano y la evolución teísta

Algunos cristianos consideran que la teoría de la evolución ofrece pruebas tan convincentes que sería el mecanismo que Dios utilizó para propagar la tierra con sus criaturas. Pero desde esta tribuna consideramos que no hay conciliación posible entre ambas posturas, pues creer en la evolución, tal como se plantea, terminaría por contradecir o desmentir el registro bíblico. Cabe destacar que para llegar a esta posición, se hace necesario considerar que los días de la creación serían necesariamente de miles de años, y no periodos de 24 horas.

¿Qué implicaría la evolución?

La evolución no sirve para explicar el origen de la vida, sino para sugerir cómo se pudo haber poblado al planeta. Así, la usan tanto escépticos (que erróneamente creen que todo proviene de fuerzas naturales), y algunos pocos creyentes (que también erróneamente piensan que Dios pudo servirse de la evolución para el mismo fin).

Esto, unido a la idea de que los días de la creación en Génesis pueden haber sido de miles de años y sin arriesgar la existencia de Dios, llevaría a algunos a creer que la evolución es posible.

¿Cuáles son las pruebas de la evolución?

Al analizar las pruebas presentadas por los defensores de la evolución, no las encontramos. El registro fósil es más enemigo que un amigo para los darwinistas. Un autor dijo que los evolucionistas no sólo buscan el eslabón perdido sino la cadena entera. ¿Resistencia a antibióticos? ¿Cambios en bacterias? ¿Aves (pinzones) con picos distintos? Las pruebas presentadas por evolucionistas son de adaptación, no cambios de especie. Las bacterias siguen siendo eso. El pinzón estudiado por Darwin en Islas Galápagos sigue siendo un ave.

MÁS SOBRE LA EVOLUCIÓN EN NUESTRAS REDES SOCIALES